La hipnosis en el alivio de migrañas y cefaleas.

foto chica con migraña

Foto original: “Another flippin migraine
por missrogue licencia BY CC 2.0

El campo donde la Hipnosis Clínica dispone de una mayor evidencia empírica, donde más se ha contrastado y demostrado su utilidad empleando el método científico – experimental es en alivio, control y manejo del dolor.

En esta entrada trataremos brevemente el artículo  de revisión del Dr. Corydon Hammond sobre la eficacia de la hipnosis clínica en el tratamiento de las migrañas y los dolores de cabeza. Entre otros méritos, el Dr. Corydon Hammond ha sido presidente de la Sociedad Americana de Hipnosis Clínica, autor de decenas de artículos de investigación y autor de manuales de reconocido prestigio sobre la hipnosis, entre otros campos de estudio.

Pero antes de entrar en mayor detalle sobre su revisión, merece la pena dedicar unas líneas a definir y describir las diferencias entre las migrañas y las cefaleas:

  • La migraña es un dolor de cabeza normalmente intenso e incapacitante que tiende a ir acompañado de nauseas, malestar, vómitos, fotofobia (sensibilidad e intolerancia a la luz) y fonofobia (sensibildad e intolerancia a los sonidos). El dolor afecta generalmente a un lado de la cabeza, con una cualidad pulsátil. Puede ir precedido de señales de advertencia características llamadas “aura”. Por ejemplo, un aura frecuente consiste en la visión borrosa o en padecer un punto de ceguera transitorio en el campo visual. La duración de las migrañas es variable, desde las 6 hasta 48 horas.
  • Las cefaleas tensionales, a diferencia de las migrañas, tienden a caracterizarse por una presión no pulsátil, sino opresiva. Se presenta a ambos lados de la cabeza y no suelen ir acompañadas de náuseas ni de vómitos. Al igual que en la migraña, pueden acompañarse de fotofobia o fonofobia. Sin embargo, no van acompañadas de pródromos (síntomas que avisan del inicio de la cefalea) ni de auras.

diferencia migraña y cefalea

¿Qué es la Hipnosis Clínica?

La división número 30 de la Asociación Americana de Psicología (APA, por sus siglas en inglés), define la Hipnosis como un procedimiento que implica procesos cognitivos tales como la imaginación. Es un procedimiento en que el sujeto es guiado por un profesional especialista en hipnosis para responder a sugestiones sobre cambios en sus sensaciones, percepciones, pensamientos, sentimientos y comportamientos.

Lamentablemente, existen muchos mitos y malinterpretaciones extendidos sobre la hipnosis siendo todos ellos falsos:

Falso

Cierto

“La persona hipnotizada está bajo el control del hipnotizador. Puede obligarle a hacer o decir cosas que no desea.” Con independencia de la profundidad de la hipnosis, en ningún momento la persona pierde su voluntad. No pierde el control de sus actos ni pierde su juicio ético – moral.
“La persona hipnotizada está inconsciente.” Durante la hipnosis la persona puede encontrarse muy relajada, en un estado de atención focalizada o incluso participando activamente en la sesión.
“La persona puede quedarse atrapada en un estado de hipnosis.” La persona puede finalizar la hipnosis de manera segura en cualquier momento del procedimiento. El profesional permanece atento a los signos y respuestas de su cliente para favorecer una experiencia confortable.
“Sólo personas muy sugestionables o con características especiales pueden ser hipnotizadas.” La gran mayoría de la población puede beneficiarse de la hipnosis, así como mejorar su potencial y capacidad para generar respuestas a la sugestión beneficiosa.

Muy al contrario de la visión mágico – esotérica, los científicos tratan la hipnosis como un fenómeno psicológico y sociocognitivo que se estudia dentro de los laboratorios de las universidades e instituciones. Para los profesionales sanitarios es una técnica validada que incrementa la efectividad de numerosas terapias establecidas.

Algunos detalles sobre las investigaciones incluidas en la revisión.

En las investigaciones consideradas por el Dr. Hammond se incluyen grupos de adultos principalmente, pero también estudios con niños de 6 a 12 años. Se emplea la combinación de técnicas hipnóticas muy variadas: inducción y profundización seguida de sugestiones hipnóticas, relajación mental y muscular, aplicación del entrenamiento autógeno de Schultz, sugestiones para el fortalecimiento del ego, entrenamiento en técnicas de control atencional y distracción, visualización de la anatomía interna representando mentalmente cambios saludables, modificación de las cualidades sensoriales del dolor, desplazamiento del dolor, sugestiones de anestesia, etc.

Pero, en todo caso, destaca un rasgo común a la mayoría de las investigaciones: la importancia del entrenamiento del cliente entre sesiones (con grabaciones) y el aprendizaje de técnicas de auto-hipnosis. Es decir, el terapeuta enseña ciertas técnicas en sesión que el propio paciente trabajará y entrenará en la comodidad de su domicilio varias veces hasta lograr dominarlas con naturalidad y poder auto aplicárselas para prevenir la aparición del dolor.

El número de sesiones tiende a ser reducido, de cuatro sesiones en adelante, pero no por ello menos eficaz ya que los procedimientos más complejos y los procedimientos más simples parecen arrojar resultados similares.

Entre los efectos de las intervenciones sobre los sujetos entrenados con hipnosis destaca:

  • Una reducción significativa de la frecuencia de ocurrencia de las migrañas y dolores de cabeza.
  • Reducción de la severidad así como del malestar asociado a las migrañas y dolores de cabeza.
  • Disminución en la necesidad y uso de consumo de fármacos para el tratamiento del dolor. Menor gasto médico asociado.
  • Disminución de la ansiedad.
  • Incremento en la percepción del control sobre el dolor de cabeza y sobre el dolor en general.
  • Remisión y efectos a largo plazo de las intervenciones.

Conclusiones.

El autor concluye que la hipnosis clínica es un tratamiento bien establecido, eficaz y específico para el tratamiento de migrañas y dolores de cabeza. La terapia hipnótica demuestra su eficacia llegando a ser superior (y cuando menos equivalente) a los efectos de los medicamentos, en estudios de doble ciego con grupos control y en estudios dirigidos por diferentes científicos pertenecientes a distintos grupos de investigación.

La hipnosis clínica no solamente parece útil en la migraña y el dolor de cabeza, sino que, a la postre, es relativamente breve y económicamente rentable. Se encuentra libre de efectos secundarios, sin riesgos ni efectos adversos para el paciente.

Referencias:

  • Hammond, D. C. (2007). Review of the Efficacy of Clinical Hypnosis with Headaches and Migraines. International Journal of Clinical and Experimental Hypnosis, 55(2), 207–219. doi:10.1080/00207140601177921
  • Para una presentación de la hipnosis por la APA: http://www.apa.org/divisions/div30/forms/intro_to_hypnosis.ppt
 
Comparte:

Etiquetas:, , , , ,

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies